El poder de recordar a través del olfato.

En nuestro post de hoy, vamos a hablar del poder del olfato en nuestra memoria.


¿Sabías qué el cerebro es capaz de recordar un 35 % lo que olemos y un 5% de lo que vemos?


Os vamos a mostrar unos simples ejemplos. ¿Qué te evoca cada una de las imágenes?:

Olor a palomitas recién hechas.
Olor a castañas asadas.
Olor a madera quemándose.










Quizás te hayan venido a la mente recuerdos como cine, Navidad, pueblo, barbacoa, estar con amigos, etc.


Esto es debido, a que la memoria es capaz de retener hasta 10000 aromas distintos, mientras que solo es capaz de reconocer 200 olores.


Tenemos que contarte, que este proceso biológico es un mecanismo del instinto animal. Asociamos los olores a experiencias, los archivamos en nuestra memoria y los etiquetamos al contexto donde los percibimos. Casi siempre, son recuerdos compartidos con emociones primarias como hambre, miedo, deseo o amor. Por eso es muy importante que tu escuela, tenga un olor característico que impregne el cerebro de tu alumno.




¿Cómo puedes hacerlo?



- Diferénciate del olor de tu competencia. Tu escuela es única. Impregna ese pensamiento desde el primer momento en que llega una persona a informarse y acompáñalo siempre con un mismo aroma.


- Consigue evocar buenos recuerdos como su infancia, relax, amigos, etc. En el baile tenemos que evocar buenos recuerdos, más aún porque vendemos diversión, aprendizaje, esparcimiento, amistad, etc.


- Haz de tu olor una marca personal, para que cuando entren a otro local con tu aroma le traslade mentalmente a tu escuela. Con esto, conseguiremos anclar nuestra escuela en su recuerdo.


Pero cuidado, tienes que saber lo siguiente:


- Tienes que ser constante en tu aroma. Si cada vez que se gasta la fragancia la cambias, esto confundirá a tu alumno. Esto no quiere decir que si los alumnos están diciéndote que no les gusta tu aroma (por ejemplo, en su trabajo usan el mismo ambientador, aunque quizás no te lo digan) no hagas algo por cambiarlo.


- Estudia a tus alumnos, hazles preguntas del tipo:


o ¿Cuál es tu olor favorito?

o ¿Qué recuerdo te viene a la cabeza con este ambientador?

o ¿Qué sientes oliendo este ambientador?

o ¿Qué aroma es el que más te gusta?

o ¿Qué recuerdos te vienen con ese aroma?


Con eso conseguirás que la gente te de una idea de que aroma debes utilizar, ya que la mayoría tendrá asociados buenos recuerdos a cierta fragancia.


- Si un olor no te funciona, cámbialo. Un ambientador hoy en día no cuesta demasiado, y, a la larga, mantener fidelizados a tus alumnos te resultará más rentable.





Resumiendo todo esto, crea tu marca aromática. Tu usas una colonia por alguna razón específica (es la que más te gusta, te recuerda a alguien o simplemente es la que le gusta a tu pareja), es tu olor característico, tanto que no vas mezclando aromas, tu escuela debe ser igual que tú, no se puede cambiar de aroma cada vez que se le gasta el ambientador.


Recuerda este mantra, “en todo momento debe ser tu marca personal y tu escuela huele a…”


Desde mydance esperamos haberte ayudado. Mantente al día en nuestro blog, te daremos muchos más tips en próximos artículos.


Nos interesa conocer cuál es tu experiencia aplicando estos tips, para ayudarnos a elaborar los próximos artículos. Recuerda que mydance lo construimos entre todos.


El equipo de mydance

© 2020 by mydance.zone